top of page
  • Morena Showbitch

HERMANASTROS CON DERECHO A ROCE

Con la llegada del nuevo año, Dallas debe mudarse a la casa de su nueva familia, y eso incluye a su hermanastro, el musculoso Jayden.

Nada más recibir el efusivo abrazo de bienvenida de Jayden, con tocamiento de culo incluido, un incomodo Dallas intenta mantener distancias y se va a su cuarto para ordenar sus cosas, pero Jayden le avisa que sus padres cenan fuera, así que estarán solos en casa.

Cuando Jayden acude al dormitorio de Dallas sigue insinuándose descaradamente y le dice que está excitado de tenerle allí, quiere conocerle mejor y le sugiere todas las cosas que podrán hacer juntos como hermanastros… incluyendo masajes.

“¡Somos hermanastros!” exclama un sorprendido e incomodo Dallas cuando Jayden le dice que le gustaría follar con él y que viviendo bajo el mismo techo podrían hacerlo siempre que quisiesen. Dallas se niega y antes de echarle de allí le recuerda que ahora son familia, aunque Jayden le hace ver que no tienen lazos de sangre, así que podrían ser “hermanastros con derecho a roce”. Pero Jayden no se rinde fácilmente y se presenta completamente desnudo en el dormitorio de Dallas poco después.

Pese a la sorpresa inicial, Dallas no puede apartar la mirada del enorme rabo de su hermanastro y finalmente admite que le gusta lo que está viendo. Jayden tenía razón, sabía que le gustaría y que acabarían follando…

Tras dejarle mamar su gruesa polla, Jayden lame el ojete de su hermanastro antes de devolverle la mamada y finalmente deslizar su enorme pollón dentro del culo de Dallas para follárselo a pelo.

Dallas gime de placer con las embestidas de Jayden, cada vez más fuertes y profundas, así que toma las riendas para sentarse sobre ese pollón y cabalgar encima de su dotadísimo hermanastro sin dejar de masturbarse.

Tumbado de espaldas sobre la cama, Jayden se lo sigue follando hasta que un chorro blanco brota de la polla de Dallas, cubriendo sus propios abdominales. Jayden sigue penetrándole a fondo hasta correrse sobre las pelotas y el boqueante ojete de Dallas, que vuelve a penetrar. El tímido Dallas recoge su propia corrida para saborearla antes de besarse apasionadamente con Jayden.

 

150 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Recordamos a nuestros lectores que ninguno de los contenidos que se muestran en este blog es de nuestra propiedad o alojamiento, son contenidos tomados de internet, blogs y foros de dominio público. No somos responsables de ningún contenido alojado en internet por terceros. Si posee los derechos de autor de cualquier contenido o si identifica alguna publicación irregular, comuníquese con nosotros de inmediato con el enlace para que podamos analizar y tomar las medidas adecuadas.

bottom of page