UN POCO DE CREMA

El verano todavía no ha terminado, el sol brilla con fuerza y Kenzo aprovecha para tomarlo completamente desnudo y mantener sus músculos bronceados.

Pero ese momento de relax se ve interrumpido por la llegada de su caprichosa hermana con su novio, Cristiano. Ella le dice que se tape y Kenzo se pone el bañador, pero está claro que al joven hetero le hubiese gustado ver más.

Tumbado bocabajo y bajándose el bañador Cristiano le pide que le ponga un poco de crema en la espalda, pero nada más ver ese culo Kenzo no puede reprimirse y se masturba hasta correrse encima. Dispuesto a complacerle, extiende su cremoso y blanco esperma por toda la espalda.

Cuando Cristiano se da la vuelta empalmado y ve la polla sin circuncidar de Kenzo, los dos se tiran corriendo a la piscina para que el no tan hetero pueda mamársela a su futuro cuñado sin que ella se de cuenta de nada.

Kenzo devora el palpitante ojete de Cristiano sobre un flotador y lo penetra con el pulgar antes de follárselo contra uno de los árboles del jardín, tan entregados al placer que son sorprendidos por la novia, que se marcha muy cabreada.

A Cristiano no parece importarle y cabalga sobre la verga de Kenzo para sentirla bien adentro, dejando que el musculoso semental le embista con todas sus fuerzas desde abajo.

Tras ser empotrado por detrás y tumbado de espaldas sobre las hamacas, Cristiano llega al orgasmo cubriendo su propio estomago y Kenzo saca su polla para correrse por toda su cara.


 

256 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo