• Morena Showbitch

LOS PADRINOS DE BODA


Como uno de los padrinos de boda, Austin se asegura de que el traje le sienta como un guante, pero cuando el muy narcisista se da cuenta de que se ha empalmado viéndose a sí mismo en el espejo, se mete en la ducha completamente vestido y empieza a masturbarse bajo el agua.

Cuando Shane, otro de los padrinos, acude para probarse su traje y ve a Austin en la ducha, empapado y sonriéndole con su enorme polla en la mano, acepta la invitación y se desnuda para meterse dentro.

Una mirada de Austin a su entrepierna es la silenciosa señal para que Shane se arrodille y empiece a mamarle la polla.

Austin se la mete hasta el fondo de la garganta antes de darse la vuelta para que Shane pueda darle un masaje en el ojete con su lengua. Y una vez sabe que está listo, Shane se pone de pie para empotrar a pelo el palpitante ojete de Austin.

Gimiendo de placer con sus embestidas, pero sin querer correrse todavía, Austin se gira y cae de rodillas para engullir el pollón que tenía dentro hace sólo unos segundos, mamándoselo con verdadera devoción.

Ansioso por sentir de nuevo ese grueso rabo dentro de su culo, Austin se pone a cuatro patas para que se lo folle a cuatro patas, pero Shane no tarda en tumbarse de espaldas sobre una toalla tirada en el suelo.

Sentado en la polla erecta, Austin empieza a cabalgar hasta que Shane ya no puede aguantar más y se corre salpicando las cargadas pelotas del pasivo, que se pone de pie.

Shane permanece tirado en el suelo viendo desde abajo como Austin se masturba hasta que una enorme corrida brota con fuerza cubriéndole toda la cara.

¡Hora de vestirse con los trajes y acudir raudos al altar, que solo al novio le está permitido llegar tarde!


Aunque en esta escena no se use preservativo, recomendamos usar siempre condón en las relaciones sexuales. El porno es ficción, la vida real tiene sus riesgos y no vale la pena correrlos por un momento de placer.




225 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo