• Morena Showbitch

DESTINO SEXUAL

Con cada paso que Jason da por una estrecha calle de Madrid, se acerca más a su destino sexual, que se manifiesta físicamente en el sexi y guapo Louis.

Tras el cruce de miradas y sin decir una palabra, la conexión entre ellos es inmediata y Jason da la vuelta para aceptar la oferta de Louis, que le lleva a su casa. Los dos tienen un aire de familiaridad con el otro que demuestra que su destino sexual no ha sido un encuentro casual, ha sido la voluntad de los mismísimos Dioses del Sexo. Saben que los deseos de Jason por los hombres fornidos, peludos y bien dotados serán exactamente satisfechos con Louis.

Se quitan la ropa el uno al otro y sus suspensorios contrastan, resaltando sus peludos cuerpos, viriles y musculosos. En el sofá, Louis le quita el suspensorio a Jason para mamar su dura polla, dándole placer con la boca.

Una vez solos en casa de Louis, la familiaridad se transforma en pura pasión y dan rienda suelta a su deseo. En cuanto sus labios y sus lenguas empiezan a explorar al otro, sus manos también lo hacen y aquel deseo indefinido se hace real en ese mismo instante, en ese lugar.

Jason toma el control para quitarle también el suspensorio a Louis y rodear con sus labios su enorme y grueso rabo, saboreándolo dentro de su boca.

Jason rodea con su mano la enorme polla para engullirlo y atragantarse con él mientras Louis acaricia sus pezones dejándose arrastrar por el placer que recorre su cuerpo desde la polla.

Jason se da la vuelta con el culo en pompa para que Louis separe sus nalgas peludas y le folle el ojete con su lengua húmeda y caliente.

Louis empotra ese culo abierto y empapado, metiéndole su gigantesca polla hasta el fondo.

Al cabo de unas cuantas embestidas, Louis se da cuenta de que Jason necesita más saliva para lubricar su ojete, pero también quiere catar el sabor de ese culo caliente, así que cambia polla por lengua y lo repite varias veces para satisfacer las necesidades de ambos.

Otro cambio de postura y Jason hace descender su culo sobre la palpitante verga de Louis, que sentado en el sofá deja que el pasivo cabalgue como jinete sobre un caballo desbocado en una intensa follada que les lleva a ambos muy cerca del orgasmo. Para no correrse antes de hora, los amantes vuelven a cambiar de postura, esta vez con Jason tumbado de espaldas sobre el sofá y Louis embistiéndole de frente, profundamente y con todas sus fuerzas.

Louis mantiene el ritmo continuo de sus embestidas, empotrando agitadamente el culo de Jason antes de descargar su caliente semen en el boqueante ojete y tras volver a penetrarle hunde su cara entre las piernas de Jason para lamer su propio semen, haciendo que Jason también se corra cubriendo todo su torso, desde el pecho hasta el estómago. ¡Que vuestro destino sexual sea tan ardiente como el de Louis y Jason!

 

359 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo